La manera en que aún puedes escuchar su risa susurrando por tus oídos, sientes la calidez de su sonrisa en tus mejillas, o el tacto de sus brazos por tu piel aunque no se hayan visto en un largo tiempo es, tal vez, la definición de seguir amando a alguien.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s